Programa de computadora corel

Un plato de fiambres es uno de los proyectos más grandes y fáciles para crear un conjunto de sabrosos aperitivos. Si nos llamamos el uno al otro pero no sabemos qué llevarles, podemos hacer un plato apetitoso con & nbsp; salchichas.

arregloLa placa se determina mejor cuando los resultados superpuestos tienen diferentes colores y modelos. Una al lado de la otra, podemos crear rebanadas de lomo ligero y rebanadas anchas de salami. Sin embargo, es importante que las rodajas individuales formen una composición limpia. Podemos escribirlos en rodajas en una fila de tal manera que cada rollo sea seguro. Una solución más interesante pero más complicada es escribir parches en la construcción de flores. Después de darles la forma correcta, es suficiente ponerlos en un palillo de dientes.

estéticaEl plato de carnes curadas quiere ser entregado en tecnología que resultará sabrosa y buena. Todas las rodajas deben cortarse de manera uniforme y fina con la ayuda de un cuchillo afilado o un equipo especial en el que la cortadora de pan debe vivir. Las piezas de salchichas se pueden cortar en ángulo y colocar junto a los rollos.

extrasPodemos poner aceitunas, queso, tomates cherry y lechuga en un plato de fiambres. Cada vez es más barato usar espárragos en rollos u ocultar el relleno en ellos. Seguramente se rompe con pasta de huevo, pimienta, crema de rábano picante, mostaza o pesto. Una gran adición a tales rollos será un plato de salmón y crema de hierbas. Si elige el queso como complemento, vale la pena adaptar su sabor al sabor de los embutidos. Es por eso que es mejor servir quesos afilados y maduros de acuerdo con salchichas maduras, como el jamón de Parma o la salchicha de chorizo.

bebidas fuertesEl buen vino blanco es el más adecuado para entrantes que combinan carnes suaves. Si las salchichas que ofrecemos son un poco más afiladas, vale la pena poner vino tinto seco sobre la mesa. Un enfoque excelente es primero dar salchichas suaves con vino blanco, luego a las más picantes, incluido el queso, para las cuales el vino tinto se adapta mejor, mientras que para un conjunto de empanadas de salmón y trinos con vino rosado.